Hay tantos modelos de cintas de correr en el mercado…  que se hace necesario leer algún análisis hoy en día para saber cual elegir.

En este artículo vamos a hacer un análisis y opinión de la cinta de correr Extreme Track de Cecotec.

Es un modelo de calidad profesional, por un precio bastante asequible, lo que la deja en una gran calidad-precio en el mercado y posiblemente uno de los mejores valores en cuanto a cintas de correr se refiere actualmente.

Leer opiniones y precios de ExtremeTrack

Opinión Extreme track de Cecotec

La Cecotec Extreme Track es la opción perfecta para quién desee tener una máquina muy completa, con prestaciones avanzadas, pero pagando sólo por lo esencial. ¿Por qué? Pues porque su precio es relativamente bajo, algo más de 300 €, mientras que otras cintas con prestaciones y rendimiento similar pueden costar el doble, o incluso más.

La cinta tiene 3 CV de potencia, que se traducen en una velocidad máxima de 18 km por hora. Eso significa que sirve tanto para principiantes que sólo requieran de una velocidad moderada (entre 6 y 12 km por hora) hasta corredores avanzados cuya velocidad habitual se sitúe por encima de los 16 km por hora que suelen conseguir la mayoría de alternativas.

Para entender un poco la velocidad en su contexto, hay que tener en cuenta que las mujeres que ostentan el récord del mundo de maratón y media maratón femenina corrían a entre 18 y 19 km por hora. No hay otra cinta que ofrezca esa velocidad en esta gama de precios.

No obstante, también hay que señalar que no se trata de una máquina adecuada para preparar maratones, ya que el máximo tiempo de uso recomendado es de diez horas semanales. No sirve para entrenar la resistencia, esa no es su función. Es más bien para ayudar a mantener un ritmo regular de entrenamiento, combinando su uso con el entrenamiento outdoor.

Dado que una de las principales motivaciones para empezar a correr suele ser perder peso, es bueno saber que esta máquina soporta hasta 120 kg de peso y tiene una superficie de banda de 130 x 42 cm. Prácticamente todo el mundo puede usarla, exceptuando personas exageradamente altas que requieren de una superficie más larga para no tener que acortar en demasía sus zancadas. Para mejorar la comodidad de los corredores, incorpora un sistema de amortiguación llamado UltraFlex, que incluye 8 elastómeros que suavizan cada pisada.

Leer opiniones y precios de ExtremeTrack

En lo único que flojea un poco esta cinta es en el tema de las nuevas tecnologías, ya que no incorpora conexión con tablets, smartphones o Smart TV, ni tiene aplicaciones específicas para controlar los entrenamientos o las constantes vitales del usuario.

Sólo incorpora como opciones de entretenimiento la opción de reproducir Mp3, altavoces y auriculares. Eso la hace inferior en ese aspecto respecto a otros modelos similares como la Sportstech F31, pero la diferencia de precio entre ambas es tan grande que queda compensado de sobras. Para suplir esa falta de opciones, incorpora también una ranura para una tablet.

Por lo demás, su consola es sencilla y en ella sólo se puede seleccionar inclinación (hasta un 18% en cuatro niveles que se inclinan automáticamente) y la velocidad. Tiene 12 programas prefijados con entrenamientos de 30 minutos en los que la velocidad y la inclinación se ajustan a distintos objetivos, y si se prefiere una velocidad constante también se pueden elegir cuatro combinaciones estándar de inclinación y velocidad. En su pantalla LCD de 5 pulgadas se pueden controlar las funciones de la máquina, y también las pulsaciones.

Leer opiniones y precios de ExtremeTrack

Para ello hay que estar en contacto con el pulsómetro, que se sitúa en los brazos de agarre, sobre los cuales hay una capa de acolchado para mayor comodidad. Esa colocación del pulsómetro también es uno de los escasos problemas que hay en un aparato que, no lo olvidemos, permite correr a una velocidad muy elevada de manera constante.

La razón es que si se corre a 18 km por hora uno no se apoya en los brazos, sobre todo si pretende aprovechar la cinta para mejorar la técnica, incluido el movimiento de los brazos. Por suerte, basta con apoyarse unos segundos para que la información llegue a la consola.

También calcula las calorías quemadas, algo que vuelve a remitir al principal motivo para que un principiante se suba a una máquina de correr: adelgazar. No obstante, hay que entender que este cálculo es estándar, ya que no todas las personas queman grasa a la misma velocidad.

Las dimensiones de la Cecotec Extreme Track cuando está lista para funcionar son 165 x 72 x 130 cm. Es un aparato bastante grande. Eso hace que, aunque se trata de una máquina plegable, no sea fácil de guardar. Incluso cerrada sigue abultando mucho por culpa de sus brazos de agarre y su consola. Y, claro está, con su peso de 62 kg no es precisamente cómodo arrastrarla, aún contando con ruedecillas en la parte trasera. Por suerte, está equipado con un sistema de autoplegado hidráulico que facilita mucho las cosas, porque si no resultaría una tarea realmente árdua.

En resumen, se trata de una máquina con una elevada calidad a precio de cinta para principiantes. Sus principales pros son su precio de gama baja, su elevada potencia y la velocidad máxima de 18 km por hora, superior incluso a la de muchas cintas de gama media y alta. Sus principales contras son que ofrece pocas opciones de entretenimiento y que resulta muy farragosa de transportar y guardar. Es decir, merece una nota muy alta en rendimiento y prestaciones, mientras que es mucho más discreta en lo que refiere a funciones tecnológicos y accesorios. Es perfecta para no profesionales que quieran una máquina de calidad sin gastar un dineral.

Finalmente, hay que señalar que el manual de la Extreme Track afirma que se trata de una cinta que no requiere lubricación, lo cierto es que hacer un correcto mantenimiento de la cinta siempre viene bien.

Leer opiniones y precios de ExtremeTrack

Te puede interesar: